Shopping Cart
0
0,00 €

No tiene artículos en su carrito de compras.

Shopping Cart
0
0,00 €

No tiene artículos en su carrito de compras.

¿Qué gafas le quedan mejor a cada cara?

Al elegir una gafa, es importante tener en cuenta las facciones de la cara antes de decidirse por el color, el material y la forma. ¿Cuál sera la mejor elección?

Cuando tenemos que decidirnos por unas gafas, tanto graduadas como de sol,  nos guiamos por las tendencias de la moda o en ocasiones por nuestros gustos personales o bien nos dejamos asesorar sin reparar en las características de nuestra cara. De esta forma, lo más probable es que, como resultado, obtengamos unas gafas que no nos favorecen demasiado. Os daremos algunos consejos de cómo elegir bien una gafa.

 Los colores

-El azul es el color fundamentalmente elegido por los hombres, los grises y plateados se emplean en un segmento de edad más alto. Cuando tenemos una tez y pelo oscuro la tendencia a la hora de elegir la gafa es que destaque lo menos posible, es decir debemos elegir tonos similares.
-El negro es el color más recurrente, al margen de nuestras facciones y tonalidades es el color que combina con todos.

-Los más difíciles de encajar son los verdes y amarillos, son colores atrevidos y suelen elegirse cuando se dispone de más de una gafa para combinar distintos estilos

-Los marrones y dorados son colores clásicos  y fáciles de adaptar a casi todas las caras.
-Para los más atrevidos llegamos al rojo, protagonista donde los haya pero muy juvenil y desenfadado, color estrella entre los rubios.
MATERIALES

-Las gafas metálicas al ser más finas cobran menos protagonismo, dejando visibles más rasgos faciales, sin embargo las gafas de pasta, salvo raras excepciones, al emplear un material más grueso destacan mas en el rostro. No obstante la visibilidad de una gafa no depende solo del material, depende de su color, tamaño, etc.

 

-En las gafas de pasta, al tener más material, podemos disimular También hay que saber que las monturas de pasta disimulan graduaciones altas de todo tipo por su grosor y ofrecen una calidez superior a las metálicas, que resultan mucho más neutras y no cubren tanto el rostro.
-En cuanto a las monturas al aire, que representan la mínima expresión en cuanto a materiales y peso sobre el rostro son ideales para aquellas personas que buscan realzar su auténtica personalidad con comodidad y estilo.

DISEÑO Y FORMAS

CARAS CUADRADAS
-Las caras cuadradas, de líneas rectas, precisan gafas de líneas ovaladas y gafas al aire para suavizar el rostro. En la medida de los posible se evitaran formas rectas y ángulos pronunciados.

CARAS TRIANGULARES
-Aquellos que tengan un rostro anguloso de forma triangular necesitan gafas que destaquen y forma  apaisada que sobresalgan.

CARAS REDONDAS
-Para las personas que tienen la cara redonda u ovalada, serian apropiadas gafas con ángulos definidos, cuadradas y rectangulares.
-El perfil del rostro también influye en la elección apropiada. Si éste es largo, se utilizarán gafas con varillas gruesas para acortarlo y al revés, si es corto, varillas finas para alargarlo.
-Cuando la nariz tiene un puente alto y un tamaño prominente la gafa es un complemento ideal para disimular estos rasgos que en ocasiones llegan hasta a acomplejarnos. Si colocamos una gafa metálica o una pasta ancha conseguimos que la nariz empiece donde termina la gafa, acortando considerablemente su tamaño.

A las narices estrechas les va bien el puente alto y fino, a las narices cortas le iran  gafas con puente alto. No debemos olvidar que al margen de estilos, narices y modas lo que debe primar a la hora de colocar un puente u otro es la colocación final de la gafa.

 

Deja un comentario